miércoles, 30 de septiembre de 2015

Fósiles vivientes (II)

Caso II. El redescubrimiento del celacanto

Ejemplar de celacanto montado en el Museo de Historia Natural, Londres.
El siguiente caso se refiere a una combinación de dos posibles significados de taxón pancrónico: un linaje cuya morfología o fisiología ha cambiado muy poco a lo largo del tiempo geológico que ha existido, algo que se conoce como estasis morfológica; y un linaje del que no existe ninguna evidencia fósil entre el momento en que se considera extinto según el registro y su existencia en la actualidad (ausencia del registro fósil).

El primer ejemplar vivo de un celacanto fue descubierto el 22 de diciembre de 1938 en el puerto de East London, en Sudáfrica, capturado por unos pescadores a unos 60 metros de profundidad en la desembocadura del río Chalumna. El especimen medía 1.5 metros de largo y pesaba alrededor de 50 kilogramos. Esto inició una búsqueda por parte del ictiólogo de Rhodes University, James Leonard B. Smith (1897-1968) para averiguar en dónde más se encontraban posibles poblaciones de estos peces.

jueves, 24 de septiembre de 2015

Dinosaurios flotantes

Brachiosaurus sumergidos en un lago. Ilustración de Zdenek Burian (1941).

Las montañas de la Formación Morrison en el estado de Colorado, Estados Unidos, se distinguen por las bandas de colores de las capas de sedimentos que las componen. Las alternaciones de sedimentos grisáceos, grises verduzcos y rojos encajan con el paisaje desértico que se extiende sobre los valles de la Formación. En la Meseta Colorado se encuentran unos sedimentos que sobresalen del resto, resultado de una combinación de limolitas (rocas que surgen de la petrificación de los lodos) y cenizas volcánicas, donde se han encontrado algunos de los restos fósiles de dinosaurios más impresionantes de América del Norte.

Este sitio es conocido como el Miembro Brushy Basin, y es ahí donde se encontraba la expedición del Field Museum de Historia Natural liderada por Elmer S. Riggs (1869-1963), de la ciudad de Chicago, en Estados Unidos. Riggs había enviado en 1899 cartas a varios colectores amateurs en la región rural Oriental de Estados Unidos con la intención de prospectar hallazgos de fósiles en las localidades. Uno de los colectores que respondió fue el dentista S. M. Bradury, de Grand Junction, quien reportaba que varios hallazgos de dinosaurios fósiles habían sido colectados en los alrededores desde 1885. En la expedición de 1900, el 4 de julio, el asistente de Riggs, H. W. Menke, encontró los hallazgos de un dinosaurio descomunal, que de acuerdo con los reportes publicados por Riggs en 1901 y 1903, eran los más grandes que se hubieran descubierto.

martes, 15 de septiembre de 2015

Las pechugas del dodo

El dodo de Savery. Pintura en óleo realizada por el pintor neerlandés Roelant Savery, pintor neerlandés de la Edad de Oro de la pintura neerlandesa. El estilo del cuadro corresponde con el de las cortes europeas de la época, definidos actualmente dentro del manierismo, y combinaba el estilo neerlandés con el flamenco.

Hace dos semanas visité la exhibición de "Imágenes de la naturaleza" del Museo de Historia Natural en Londres, compuesta de 110 imágenes que resumen 350 años de historia de la ciencia a través de pinturas al óleo, acuarelas, fotografías y micrografías electrónicas. En estos meses se pueden apreciar imágenes de los mapas realizados por William Smith, el primer geólogo en cartografiar la geología del Reino Unido, así como los fósiles que utilizó para llevar a cabo las descripciones.

Una de las obras exhibidas es la pintura de la portada de esta entrada, el dodo del pintor holandés Roelandt Savery (c. 1626), que fue utilizada como base para realizar las posteriores reconstrucciones de esta ave extinta que habitó la isla de Mauricio. El pintor neerlandés Roelandt Savery (1579-1639) fue uno de los pintores de dodos más prolíficos y fue contratado por el rey Rodolfo II para pintar los especímenes de la colección zoológica real. Desde 1605 hasta la muerte del rey en 1612, y en las subsecuentes comisiones por Europa central hasta 1626, Savery realizó al menos seis retratos de dodos, que bien parecen tratarse del mismo dodo blanco con alas amarillas que se encontraba en la colección real, de acuerdo con el inventario realizado por Daniel Fröschl (1563-1613), un pintor empleado por Rodolfo II en Praga responsable de la Colección Rudolfina. La imagen del dodo de Savery sería utilizada posteriormente por el naturalista inglés Richard Owen para realizar la primera descripción científica del ave de las Islas Mascareñas.